Promover la industria del PET, estableciendo y ampliando las relaciones entre las industrias del territorio nacional, representativas de los diferentes eslabones de la cadena productiva. Entendiéndose por tales: la industria química que produce la materia prima virgen; la industria plástica que produce preformas, láminas o fibras; los sopladores de envases; los recicladores de materiales posindustriales y posconsumo para reintroducirlos al ciclo productivo; los reprocesadores de nuevos productos fabricados con PET reciclado; los proveedores de equipos específicos para todos sus variados procesos y las industrias afines y manufacturas menores.
Lograr un ámbito de negocios de reglas claras, confiables y previsibles, con rentabilidad compatible con los riesgos asumidos y que, como tal, sea distinguido y preferido por su competitividad e inserción nacional y regional. Desarrollar sinergias con los proveedores de la industria del Pet y contribuir a la creación de condiciones para el incremento de una oferta competitiva de los bienes y servicios requeridos por los asociados, sobre la base del volumen, continuidad, confiabilidad y demás características de la demanda sectorial.
Defender los intereses de sus asociados, judicial o administrativamente, con el fin de resguardar la producción, distribución y/o utilización del PET en el mercado argentino e internacional, así como fomentar el reciclaje y alternativas de uso de los productos derivados de esta actividad. Emprender gestiones y peticiones ante Autoridades Nacionales, Provinciales o Municipales sobre la sanción de normas que tiendan a impulsar el mejoramiento de las actividades de las empresas representadas, proponiendo medidas o soluciones.